Bugatti tipo 44

A finales de 1927 la marca estaba en su apogeo económico y en todos los rincones del mundo había un Bugatti que ganaba alguna carrera.

En la oficina de proyectos se retomó el proyecto del Tipo 28 de 1921 añadiéndole un nuevo motor de 3 litros, que también se utilizó en los modelos Tipo 30 y 38. El Tipo 44, a pesar de ser el modelo posterior conservó varios componentes del Tipo 38.

La mecánica del 44 era parecida a la del modelo 38, con árbol de levas en cabeza y tres válvulas por cilindro.

Como todos los Bugatti, era un motor elástico y silencioso que desarrollaba 80 CV de potencia; más que suficiente para que el coche superase los 130 km/h.

El cambio, el puente trasero y las ruedas de gran diámetro eran iguales a los de otros dos modelos Bugatti, los Tipo 40 y 43.

También en el chasis se parecía al Tipo 38; pero la época de los coches espartanos había terminado: del Tipo 44 varios carroceros extranjeros realizaron carrocerías cupé, limusina y berlina.

La misma fábrica de Molsheim diseñó unos cupé y limusinas de una belleza quizás extravagante, pero atractiva. Se construyeron 1.095 ejemplares del Tipo 44.

Ficha técnica

Motor: 8 cilindros en línea; 69 x 100 mm; 2.992 cm3; árbol de levas en cabeza; potencia máxima, 80 CV a 4.000 rpm.
Transmisión: tracción trasera, cambio manual de 4 velocidades.
Suspensiones: anteriores, ballestas semielíp-ticas; posteriores, ballestas de cuarto de elipse invertidas.
Frenos: de tambor.
Dimensiones: batalla, 312 cm; vías, anterior y posterior, 125 cm.
Velocidad máxima: 130 km/h.

carros de colección

Una bonita berlina cuatro puertas Bugatti del Tipo 44. De los millares de estos Bugatti construidos, aún hoy sobreviven un buen número.